Tierra del Fuego

Descubriendo Tierra del Fuego

Ubicada en el extremo sur de América, desde aproximadamente el paralelo 52º sur. Sus límites son el Estrecho de Magallanes, por el norte, el Canal Beagle por el sur, el Océano Atlántico por el este y el Océano Pacífico por el occidente. Esta gigantesca isla es compartida por Chile y Argentina, a quienes les corresponde la parte occidental y oriental, respectivamente.

U
bicada en el extremo sur de América, desde aproximadamente el paralelo 52º sur. Sus límites son el Estrecho de Magallanes, por el norte, el Canal Beagle por el sur, el Océano Atlántico por el este y el Océano Pacífico por el occidente. Esta gigantesca isla es compartida por Chile y Argentina, a quienes les corresponde la parte occidental y oriental, respectivamente.

El nombre de esta gran isla proviene de la visión que tuvieron de ella los primeros marineros que exploraron sus costas. Desde sus barcos divisaban sorprendentes y constantes fogatas. Estas hogueras eran la forma en que los aborígenes se protegían del frío austral, indígenas Onas y Yámanas que a pesar del duro clima apenas utilizaban ropa. Sólo el fuego y su especial adaptación metabólica (temperatura corporal un grado superior a la nuestra) los mantenía calientes. Portaban hogueras encendidas incluso en las canoas de corteza de lenga que utilizaban para pescar y cazar mamíferos marinos.

MIGRACIONES
Son varias las teorías que hablan de la llegada del hombre a América, la más reconocida pertenece al paleontólogo checo Aleš Hrdlička (1869 1943), según la cual, el origen del hombre americano se encuentra en la Mongolia, desde donde un grupo humano ingresó a América, por un puente de hielo de la última glaciación, a través del Estrecho de Bering hace aproximadamente unos trece mil años. Estas personas, al cruzar hacia el sur, lo hicieron a través del corredor de tierra entre los campos de hielo cordillerano, que comenzaba en la Islas Aleutianas y terminaba en el centro de Canadá y el Campo de Hielo Laurentiano, que comenzaba en el océano Atlántico al norte de América del Norte, hasta llegar a la altura de Terranova y de ahí al centro de Canadá hacia el sector de los grandes lagos. Prueba de ello son algunos restos encontrados en Alaska, con una data de trece mil años aproximadamente. Una de las pruebas más contundentes de esto, es la correspondiente a la Cultura de Clovis. Parte de restos de esta cultura, se encontraron en Nuevo México en Estados Unidos. Y hoy por hoy, la mayoría de los arqueólogos norteamericanos, son fervientes defensores del ingreso tardío al continente, de los indios denominados Clovis y Folsom que corresponden a las culturas más antiguas que pisaron por vez primera suelo americano. Sólo admiten una probable ocupación de unos 11.500 años antes del presente, basándose en las docenas de puntas Clovis encontradas y esparcidas por todo Norteamérica.

POBLAMIENTO INDÍGENA
Los Yaghanes (o Yámanas)
Históricamente, los Yaghanes son conocidos desde el año 1624, pero la arqueología estableció que sus ancestros vivían en la región del canal Beagle desde al menos 6500 años antes del presente. Sus orígenes son todavía un misterio. En el siglo XIX, su población se estimaba en unas 3500 personas, diseminados entre el canal Beagle y el Cabo de Hornos.

Los Selknam (u Onas)
Los Selk’nam eran descendientes de tribus continentales y poblaron la isla Grande de Tierra del Fuego desde 8000 años antes del presente. Fueron “descubiertos” por Magallanes en 1515. Su presencia esporádica sobre la ribera norte del canal Beagle está comprobada desde al menos hace 6500 años.

A pesar de que el canal Beagle fue nombrado, descrito y cartografiado por primera vez por las expediciones inglesas de 1826 y 1832 (ver más abajo), tenemos serios indicios que hacen suponer que al menos una parte del canal se conocía con anterioridad. Es así que se podía ver un esbozo de su trazado en varios mapas de los años 1590. El famoso James Cook, mientras buscaba el continente antártico, explora en dos oportunidades (1769 y 1774) el Sur del archipiélago fueguino, pero no tenemos la certeza de que haya conocido el canal Beagle en su totalidad. De su viaje quedaron varios topónimos (bahía Cook, seno Navidad, etc.). Por otra parte, es muy probable que los cazadores de lobos marinos que surcaban estas aguas entre los siglos XVIII y XIX conocieran el canal Beagle, pero no dejaron documentos en referencia al canal Beagle.

Parker King y Fitz Roy
Entre los años 1826 y 1830, el almirantazgo británico organiza una expedición de levantamientos hidrográficos en Patagonia. Bajo el mando del comandante Philip Parker King y de los capitanes Robert Fitz Roy y Pringle Stokes, a bordo de la Adventure y la Beagle, se efectúa un gigantesco trabajo que definió por primera vez y con una exactitud asombrosa miles de kilómetros de costas, desde Brasil hasta Valparaíso, pasando por el Estrecho de Magallanes, el Cabo de Hornos y el canal Beagle. Es así que este último hace su entrada en la geografía moderna y se descubre el canal Murray (el cual separa la isla Navarino de la isla Hoste), dando de esta manera “nacimiento”, geográficamente hablando, a la isla Navarino. Es al final de este viaje que Fitz Roy lleva a Inglaterra a 4 indios fueguinos: Fuegia Basket, York Minster, Boat Memory (quien murió durante el viaje) y Jemmy Button. El propósito de Fitz Roy consistía en intentar una experiencia “civilizadora”, la que, años más tarde, tuvo consecuencias insospechadas en la matanza de Wulaia.

A fines del año 1831, la Beagle zarpa esta vez en solitario a una segunda campaña de levantamientos en Patagonia. Fitz Roy, acompañado por un joven naturalista, Charles Darwin, vuelve a Tierra del Fuego para afinar detalles sobre la configuración de las costas, además de devolver a su tierra los tres indios fueguinos “educados” durante más de un año en Inglaterra. Después de terminar su trabajo en Tierra del Fuego, la Beagle sigue rumbo al Norte, atraviesa el océano Pacífico y vuelve a Inglaterra en 1836, después de haber cumplido una circunnavegación al globo de una duración de 5 años. Este largo viaje permitió a Darwin reunir innumerable información, la que sirvió 23 años más tarde para publicar su famosa obra El Origen de las Especies (1859).

LA ROMANCHE
En el marco de un programa internacional que tenía como meta la observación del paso de Venus en varios puntos del globo, el gobierno francés organiza una importante expedición científica a Tierra del Fuego. Bajo el mando del comandante Luis Martial, y a bordo de la nave a vapor la Romanche, se instala durante un año (septiembre 1882 – septiembre 1883) una misión terrestre en bahía Orange (isla Hoste, península Hardy, a pocos kilómetros al Norte del Falso Cabo de Hornos). Se armaron casas y laboratorios prefabricados para permitir a parte de los científicos y la tripulación instalarse en tierra, mientras la Romanche realizaba exploraciones hidrográficas en el archipiélago fueguino, el Estrecho de Magallanes y las islas Malvinas (Falkland). Gracias a esta expedición, se logró una mayor precisión en la configuración de las costas fueguinas que Fitz Roy no alcanzó a detallar, en particular el sector comprendido entre el canal Beagle y el Cabo de Hornos. Se le dieron muchos nombres al canal (Montes Martial, isla de los Éclaireurs ...), isla Hoste (penínsulas Dumas, Pasteur y Cloué ...), e isla Wollaston, entre otros tantos.
Las observaciones efectuadas sobre los indios Yaghanes permanecen, hasta hoy en día, como una fuente de información de primer orden sobre este pueblo. Las más de 400 fotografía tomadas constituyen el primer registro fotográfico sobre paisajes y habitantes de Tierra del Fuego. En cuanto al informe de la expedición publicado entre 1885 y 1891 en 9 gruesos volúmenes, su índice demuestra la amplitud de los trabajos realizados: Historia del viaje, Meteorología, Magnetismo terrestre, Geología, Botánica, Zoología (3 volúmenes) y Antropología. Además, varios miembros de la expedición luego publicaron numerosos artículos en sus respectivas especialidades.

POBLAMIENTO MODERNO

LOS MISIONEROS
El primer intento de evangelizar a los Yaghanes se debe a Fitz Roy, cuando desembarcó en Wulaia, isla Navarino, junto al joven misionero Richard Matthews (enero 1833). La idea de Fitz Roy era aprovechar el regreso de los tres fueguinos “educados” en Inglaterra para intentar establecer un puente entre las civilizaciones yagán e inglesa. Frente a la agresividad de los Yaghanes, la experiencia fracasa después de 10 días y Fitz Roy re-embarca a Matthews.

En 1841, un official retirado de la Marina británica, Allen Gardiner, funda en Londres la Patagonian Missionary Society. Después de una tentativa que fracasa en el Estrecho de Magallanes, Gardiner desembarca en la isla Picton con 6 voluntarios en diciembre de 1850. Ya que los primeros contactos con los Yaghanes no fueron del todo se refugian en la bahía Aguirre (costa sur de la isla Grande de Tierra del Fuego), donde finalmente, uno a uno, perecieron víctima del hambre.

En 1855, la obra de Gardiner fue retomada bajo la apelación de la South American Missionary Society, instalándose una misión en el archipiélago de las Malvinas (Falkland) (isla Keppel). En una goleta bautizada como Allen Gardiner, los misioneros recorren las aguas fueguinas, estableciendo contactos con los Yaghanes, es así que pueden encontrar a Jemmy Button, el mismo que estuvo en Inglaterra con Fitz Roy años atrás. La estrategia de los misioneros consistía en convencer a familias yaghanes de realizar estadías en las Malvinas (Falkland) para conocer las bondades de la civilización inglesa y de la religión anglicana antes de devolverlos a sus tierras, estableciendo de esta manera una suerte de cabeza de puente en territorio yagan.

Este sistema funciona exitosamente hasta que en 1859, los yaghanes asesinan brutalmente en Wulaia a 8 miembros de la misión. El único que pudo escapar fue el cocinero, quien pudo luego relatar los acontecimientos cuando fue rescatado por un barco enviado desde las Malvinas (Falkland) en búsqueda de noticias. Esta matanza (9 de noviembre de 1859), de la cual nunca se supo con certeza las razones, marca un cierto congelamiento en la actividad de la Society en Tierra del Fuego. Es en ese lugar donde Tomas Bridges, hijo de un misionero, sigue familiarizándose con las costumbres e idioma de los Yaghanes.

Se debió esperar hasta 1869, para que el pastor Waite Stirling, como nuevo líder de la Misión, intentara con mucho coraje, establecerse solo en medio de los Yaghanes durante 8 meses, en la península donde actualmente se ubica el aeropuerto de Ushuaia. A la vista del éxito de la experiencia, se toma la decisión de instalar una misión permanente en Ushuaia bajo la conducción de Tomas Bridges, quien se transforma en el primer hombre blanco en establecerse definitivamente en Tierra del Fuego (1870). Es él quien dirige la misión hasta 1886, cuando se retira y funda por cuenta propia la estancia Harberton, también en el canal Beagle.

Es este hombre fuera de lo común quien nos dejó un diccionario yagan-inglés (publicado por primera vez en 1933) donde aparecen cerca de 32.000 palabras, y es a uno de sus hijos, Lucas, a quien debemos una autobiografía publicada bajo el nombre de “The Southermost Part of the Earth” (traducida al español como “El último confín de la Tierra”), libro fundamental de la literatura histórica fueguina.

LA FIEBRE AURÍFERA
En el Cabo Vírgenes (entrada del Estrecho de Magallanes, hacia el Atlántico), en 1884, se descubrió, por casualidad, oro que el mar había acumulado debajo de la arena de la playa desde hacía miles de años. Este hecho desencadena una fiebre aurífera sobre la mayor parte de las playas de Tierra del Fuego expuestas a la resaca del Océano Atlántico. Hasta que un famoso rumano, Julio Poppers, instala lavaderos de oro e intenta imponer una curiosa dictadura en Tierra del Fuego. Su historia inspiró varias novelas.

Esta locura para el metal dorado atrae principalmente a miles de croatas en la isla Grande de Tierra del Fuego, las islas Lennox, Nueva, Hoste y hasta el cabo de Hornos, entre los años 1888 y 1895. Algunos de estos buscadores de oro luego se radicaron en Ushuaia, Punta Arenas o isla Navarino.

LA COLONIZACIÓN
Los misioneros ingleses radicados sobre la península de Ushuaia eran los únicos hombres blancos habitantes de Tierra del Fuego hasta que el gobierno argentino estableciera, del otro lado de la bahía de Ushuaia, un puesto militar considerado la fundación de la ciudad de Ushuaia (1884) y el punto de partida de la colonización del canal Beagle. Desde los últimos años del siglo XIX, varios pobladores de Ushuaia y algunos chilenos instalan estancias ganaderas sobre las costas de la isla Navarino: la carne producida abastece a Ushuaia y la lana se vende en Punta Arenas. En 1928, las autoridades chilenas intentan asentar un pueblo frente a Usuahia bajo el nombre de Puerto Navarino, sin éxito duradero. Es solamente en 1953, cuando Ushuaia ya contaba con 2500 habitantes, que la base naval chilena de Puerto Williams (originalmente llamada Puerto Luisa) se funda sobre la costa norte de la isla Navarino.

POBLAMIENTO ACTUAL
Ushuaia (en Argentina) es hoy en día la ciudad más importante de la región fueguina con sus 65.000 habitantes. Su principal actividad se centra en el turismo, recibiendo cada año más de, 160.000 visitantes.

La ciudad de Porvenir es la capital de la provincia chilena de Tierra del Fuego y de la comuna homónima, y es la ciudad más habitada de la parte chilena de la Isla Grande de Tierra del Fuego con 5.500 habitantes.

Porvenir surgió de un destacamento policial instalado en 1883 durante la fiebre del oro y fue fundada en el año 1894, bajo el gobierno de Jorge Montt Álvarez, para el servicio de las nuevas estancias ganaderas. Inicialmente fue habitada por chilotes y croatas incentivados por el descubrimiento de yacimientos de oro. La ciudad se encuentra al frente de Punta Arenas, separada por el Estrecho de Magallanes, en la bahía Porvenir, llamada Karkamke (aguas bajas) por los selk’nam.

Blog

Publicado

6 Indispensable Tips for an Extraordinary Patagonian Adventure

Patagonia is the adventure playground of South America, and tourists flock here for its blend of extraordinary flora and fauna and superlatively tall mountains that are just begging to be hiked. Read More
 

Viajes Relacionados

Viajes relacionados
Viajes relacionados

¿Quieres más información?
sales@australis.com
+56 228 400 100